Normalidad

singular-6-dedos

Foto: Ben Kerckx para Pixabay

En múltiples ocasiones personas y equipos me plantean la opción de ser normales, algo que antaño me parecía de lo más coherente y que hoy, a través de las experiencias, he aprendido a relativizar en grado sumo.

¿Qué es la normalidad? ¿qué significa que yo sea normal? ¿en relación a qué o a quién?, porque la normalidad no es más que un criterio estadístico en base a una muestra representativa escogida de un modo u otro.

Hace unos días leía un artículo referente a una anormalidad congénita que hacía que los miembros de una familia tuvieran 6 dedos en las manos, ¿normalidad o rareza?, en su ecosistema el raro voy a ser yo, puesto que ellos constituyen la normalidad, por el contrario, situado uno de los sujetos en una muestra de personas más amplia, posiblemente sea él quien constituya la rareza.

Cada uno de nosotros, de los seres humanos, somos únicos e insustituibles, normales en nuestras rarezas, así que no debería preocuparnos ser diferentes en este o aquél aspecto, es más, eso forma parte de nuestro encanto puesto que nos hace singulares.

Parece que tendemos a esa normalidad que propugnaba Aldous Huxley en Un mundo feliz (1932), dónde todos los seres debían cumplir con unos patrones determinados, fuera de los cuales pasaban a ser proscritos.

Me siento diferente y por ello me siento afortunado en mi singularidad, sin mayor pena que la de haberme castigado a mí mismo durante demasiado tiempo por haberlo sido. Hoy veo la belleza y la positividad en todo ello.

¿Qué es una persona normal? ¿qué es un equipo normal?, ¿por qué debería ser como el resto? Estas y otras preguntas pueden ayudar a construir un mundo en el que cada cual se sienta pieza vital de un universo en el que, de no existir, algo sería echado en falta.

Todo será según el prisma que elija para mirarlo, ¿normal o único?

Anuncios

Acerca de koakura

Mi pasión coincide con mi profesión, el desarrollo de Personas y Equipos, a través de herramientas diversas como el Coaching, ya sea Ejecutivo, de Vida o de Equipos, la Dinamización de Equipos, la Formación experiencial o cualquier otra. Inicié mi carrera profesional en 1986 y, desde entonces, he ocupado todo tipo de posiciones en el ámbito empresarial, desde promotor hasta miembro del Comité de Dirección, Gerente y Socio en una Consultora de ámbito internacional, aunque me defino como una persona que acompaña a otras en su tránsito allá donde quieran ir, ya sea de forma individual o en Equipo. Estoy convencido del potencial infinito del ser humano, así que en cada intervención percibo crecimiento y el impacto que este causa en el entorno; y si el potencial del ser humano es infinito, cuando son varias las personas que se unen con un fin común, el horizonte es aún más esperanzador, ya que el potencial se multiplica exponencialmente.
Esta entrada fue publicada en Coaching, Coaching Ejecutivo, Crecimiento, creencias, Esencia, Felicidad, Valores, Vida y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Normalidad

  1. josepserracots dijo:

    A mi me parece que somos únicos, parecidos mas o menos con el resto de humanos.

    Es difícil definirse como normal, ¿por qué quién es normal? ¿y por qué es normal?.

    Saludos.

Responder a koakura Cancelar respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.