Tristeza

MelancolíaAbrázame tristeza, hoy necesito que me mezas en tu regazo, necesito sentirte en toda tu intensidad, sumergirme en tu niebla, en esa niebla que me sume en un estado de lasitud.

Quiero estar contigo, huir de los consejos de quien me dice que todo pasará, que no hay para tanto, que no llore, que… porque necesito que las lágrimas enjuaguen mi apatía, que limpien el sentimiento que hoy ha llamado a mi puerta.

No, no quiero que te quedes más allá de lo imprescindible, pero sí que estés conmigo mientras me acompañas en esta parte de mi camino, el trecho en el que el sol no está presente, en el que el polvo se ha tornado un barro espeso y denso, para dar paso, cuando sea el momento, al día soleado que me mostrará los aprendizajes obtenidos.

Hay quien no te quiere en su vida, o quien es incapaz de dejarte ir y se empeña en que anides en él, y yo tan solo quiero que me acompañes, me hagas crecer y después dejarte ir. Quiero conocerte y que me conozcas, saber de ti y que tu sepas de mi, sin encadenarnos ni tejer redes que solo me anclarían en la zozobra.

Te compararía a un atardecer, o mejor al crepúsculo del día, sabedor de que mañana de nuevo el sol volverá a lucir en lo alto y, si no fuera mañana por la lluvia, sería al otro, o al otro, siempre consciente de que tras la tormenta saldrá el sol y que no existe el arco iris sin una lluvia previa.

Gracias tristeza por dejar tan importantes posos en mi Ser, por ayudarme a crecer aún un poco más, gracias y adiós, y hasta la próxima, porque un día volverás.

¿Ya has aceptado tu emoción sin atarla ni evitarla?

Acerca de koakura

Mi pasión coincide con mi profesión, el desarrollo de Personas y Equipos, a través de herramientas diversas como el Coaching, ya sea Ejecutivo, de Vida o de Equipos, la Dinamización de Equipos, la Formación experiencial o cualquier otra. Inicié mi carrera profesional en 1986 y, desde entonces, he ocupado todo tipo de posiciones en el ámbito empresarial, desde promotor hasta miembro del Comité de Dirección, Gerente y Socio en una Consultora de ámbito internacional, aunque me defino como una persona que acompaña a otras en su tránsito allá donde quieran ir, ya sea de forma individual o en Equipo. Estoy convencido del potencial infinito del ser humano, así que en cada intervención percibo crecimiento y el impacto que este causa en el entorno; y si el potencial del ser humano es infinito, cuando son varias las personas que se unen con un fin común, el horizonte es aún más esperanzador, ya que el potencial se multiplica exponencialmente.
Esta entrada fue publicada en Crecimiento, Crecimiento personal, Emociones, Esencia, Felicidad, Vida y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .