Déjate comprobar que eso es posible

Abrir la puertaUn buen día tu padre, tu hermano, un maestro, un jefe o quizás un amigo, te dijo que nunca lo conseguirías, y no se cansó de repetírtelo, hasta conseguir crear en tu interior un bloqueo que aún hoy te impide avanzar y te detiene en la puerta de eso que anhelas; creó en ti una creencia que, lejos de ayudarte, lo que consiguió fue castrarte, cortar tus alas e impedir que volaras hasta los confines en que puedes hacerlo.

¿Cuántas creencias de este tipo anidan en nosotros, en todos y cada uno de nosotros?, palabras o actos realizados, posiblemente con la mejor de las intenciones, para impedir una frustración, pero actos también, que iban haciendo que nos sintiéramos cada vez más pequeños.

Han pasado los años y quizás olvidamos el origen, pero aquella creencia sigue en nosotros, como un parásito que se adhiere a uno de nuestros órganos y le impide alcanzar su máximo nivel.

Ahí es donde yace la importancia de recordar que nuestro potencial es mucho mayor de lo que podemos llegar a pensar, algo que podemos ver en muestras fehacientes como las de este vídeo que posiblemente hayáis visto.

Es hora de pasar página, hora de profundizar en nosotros y desterrar ese regalo envenenado que mora en nuestro interior, tal y como el elefante de Bucay, sería capaz de deshacerse de la estaca que le mantenía prisionero de sí mismo.

Tienes razón, no es fácil, ni sabes como hacerlo, pero si dejas que tu interior y tu intuición te guíe, muy posiblemente te darás cuenta de que sí puedes ser quien quieres ser y tan solo tu mismo te lo impides o, mejor dicho, aquella parte de tu historia que hoy olvidada, te mantenía en tu prisión.

Date permiso para creer en ti, permítete usar la llave de la celda que tan solo tu tienes, porque nadie más va a poder abrir lo que hoy está cerrado desde dentro. Créeme, esa puerta puede abrirse y esa página pasarse aunque, ciertamente, no va a ser una tarea fácil, puesto que estará oculta tras cientos de excusas disfrazadas de buenas razones.

Hoy ha salido el sol para ti pero, para verlo, tendrás que abrir tus postigos y dejar pasar la luz.

¿Abrirás las ventanas para comprobar cómo es posible?

Acerca de koakura

Mi pasión coincide con mi profesión, el desarrollo de Personas y Equipos, a través de herramientas diversas como el Coaching, ya sea Ejecutivo, de Vida o de Equipos, la Dinamización de Equipos, la Formación experiencial o cualquier otra. Inicié mi carrera profesional en 1986 y, desde entonces, he ocupado todo tipo de posiciones en el ámbito empresarial, desde promotor hasta miembro del Comité de Dirección, Gerente y Socio en una Consultora de ámbito internacional, aunque me defino como una persona que acompaña a otras en su tránsito allá donde quieran ir, ya sea de forma individual o en Equipo. Estoy convencido del potencial infinito del ser humano, así que en cada intervención percibo crecimiento y el impacto que este causa en el entorno; y si el potencial del ser humano es infinito, cuando son varias las personas que se unen con un fin común, el horizonte es aún más esperanzador, ya que el potencial se multiplica exponencialmente.
Esta entrada fue publicada en Coaching Ejecutivo, Crecimiento personal, Empresa, Esencia, Límites, Liderazgo, Life Coaching, Nuevo paradigma, Sociedad, Vida y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Déjate comprobar que eso es posible

  1. Pingback: Déjate comprobar que eso es posible | Ernesto Gaiotti

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .