El camino del ser

Ser yo¡Cuántas cosas hechas por no saber decir NO!, ¡cuantas situaciones vividas por no saber decir NO! y, en fin, cuanta vida malgastada por hacer aquello que no quería o por mostrarme como no era.

Poco a poco, voy venciendo esas barreras y va importándome menos mostrarme como realmente soy, haciendo aquello que siento que quiero hacer, por hacerlo en sí mismo o porque me llevará al estado en el que quiero estar.

Quiero decirle definitivamente SI a mi Vida, porque así siento que debe ser, porque así quiero que sea. Quiero decirle NO al yugo que me mantiene preso de una vida que no es mía si no la que otros creo que quieren que viva o, realmente, quieren que viva, sin ser mía si no de ellos, soñándome como no soy, imaginando un ser que no existe más que en su imaginación.

Se acabaron las excusas, se acabó el ser políticamente correcto, empieza el camino hacia la autenticidad, con la asertividad que me permita decirle SI a la relación con el otro y NO a sus deseos que no son los míos.

Se acabó eludir el conflicto por el qué dirán; sé que no puedo gustar a todo el mundo, sé que seré criticado y que seré querido, seré aceptado y seré rechazado, pero prefiero que rechacen a mi Ser a que quieran a un personaje que cada vez es menos yo.

En el horizonte amanece un nuevo camino, el camino de mi Yo, difuminándose el camino de los otros. No es que en el primero de los caminos no exista al espacio para ti, es que ese espacio estará dentro mi Ser, no fuera de él como hasta ahora.

Unas puertas se cerrarán y otras ventanas se abrirán, las que se cierren, no merecen ser abiertas y las nuevas aperturas, despertarán esa parte de mi que aún vive agazapada tras la excusa.

¿A qué estaré dispuesto a renunciar por ser Yo?

Acerca de koakura

Mi pasión coincide con mi profesión, el desarrollo de Personas y Equipos, a través de herramientas diversas como el Coaching, ya sea Ejecutivo, de Vida o de Equipos, la Dinamización de Equipos, la Formación experiencial o cualquier otra. Inicié mi carrera profesional en 1986 y, desde entonces, he ocupado todo tipo de posiciones en el ámbito empresarial, desde promotor hasta miembro del Comité de Dirección, Gerente y Socio en una Consultora de ámbito internacional, aunque me defino como una persona que acompaña a otras en su tránsito allá donde quieran ir, ya sea de forma individual o en Equipo. Estoy convencido del potencial infinito del ser humano, así que en cada intervención percibo crecimiento y el impacto que este causa en el entorno; y si el potencial del ser humano es infinito, cuando son varias las personas que se unen con un fin común, el horizonte es aún más esperanzador, ya que el potencial se multiplica exponencialmente.
Esta entrada fue publicada en Coaching Ejecutivo, Crecimiento personal, Emociones, Empresa, Esencia, Nuevo paradigma, Uncategorized, Valores, Vida y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .