No soy un delincuente, solo estoy en paro

Es un título un tanto agresivo, pero liga con la anécdota sobre la cual quería hacer la reflexión. Un cliente que acabó siendo, además, un buen amigo, me contaba un día que le habían despedido de un día para otro, sin más explicaciones, todo y que los objetivos habían sido cumplidos  con creces los últimos 4 años.

Como imaginaréis, el hombre estaba angustiado, especialmente porque tenía un contrato de alta dirección sin ningún tipo de blindaje, es decir, se iba a la calle con el preaviso de 3 meses y una indemnización de una semana  por año trabajado. Su angustia venía por que era padre de familia numerosa…numerosa, con hijos cuyas edades oscilaban entre los 5 y los 20 años, es decir, una gran necesidad de fondos mensuales y sin un cojín financiero.

Pensé, me decía, que unas cuantas llamadas me ayudarían a solventar la solución, pero la verdad es que aquella gente que hacía solo unas semanas me perseguía, ahora me rehuía, incluso el Head Hunter al cual le había dado un buen número de selecciones por hacer y mucha facturación, dejó de contestar mis llamadas.

Pasaron 2, 3 semanas y nadie me cogía el teléfono, incluso habían personas que se hacían los despistados para no coincidir conmigo, sostenía este amigo.

Creerme, por si hay opción a la duda, que es un gran profesional y mejor persona, con excelente formación, idiomas hablados de forma fluida, unos valores sólidos a prueba de cualquier tentación y una edad adecuada para las posiciones a las que estaba habituado, poco menos de 50 años.

No obstante, para una persona así, siempre hay posibilidades que se abren en los lugares más insospechados, y así fue, aunque no como el pensaba, si no viéndose obligado a convertirse en un experto en la resolución de conflictos y en la internacionalización de PYMES, ya que estas eran áreas fuertes en su bagaje.

No fue ajeno tampoco ese selecto grupo de amigos que se volcaron en darle, ya que no un empleo, sí todo su soporte emocional, como su esposa y sus hijos, que en todo momento estuvieron ahí.

Hace unos días coincidimos y la verdad es que hacía demasiado que no nos veíamos, así que el encuentro fue muy sentido, con un buen abrazo como saludo. Me contaba como ha vuelto a nacer profesionalmente, de una forma completamente distinta a como el imaginaba y como había descubierto el valor de la amistad, por encima del llamado “networking” profesional.

Llegó a darme la impresión de que había cometido un delito, de verdad. Eso me hizo darme cuenta de que hay algunas cosas que importan de verdad y, el resto, no son más que necesidades ficticias.

¿Qué crees hoy que es importante para ti?

Acerca de koakura

Mi pasión coincide con mi profesión, el desarrollo de Personas y Equipos, a través de herramientas diversas como el Coaching, ya sea Ejecutivo, de Vida o de Equipos, la Dinamización de Equipos, la Formación experiencial o cualquier otra. Inicié mi carrera profesional en 1986 y, desde entonces, he ocupado todo tipo de posiciones en el ámbito empresarial, desde promotor hasta miembro del Comité de Dirección, Gerente y Socio en una Consultora de ámbito internacional, aunque me defino como una persona que acompaña a otras en su tránsito allá donde quieran ir, ya sea de forma individual o en Equipo. Estoy convencido del potencial infinito del ser humano, así que en cada intervención percibo crecimiento y el impacto que este causa en el entorno; y si el potencial del ser humano es infinito, cuando son varias las personas que se unen con un fin común, el horizonte es aún más esperanzador, ya que el potencial se multiplica exponencialmente.
Esta entrada fue publicada en Buscar trabajo, Crecimiento personal, Empresa, Life Coaching, Sociedad, Valores y etiquetada , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a No soy un delincuente, solo estoy en paro

  1. Jordi dijo:

    Gran historia y de como la vida nos pone a prueba. Potente Jordi.

    • koakura dijo:

      Hola Jordi,

      Gracias por tu comentario, la verdad es que es una historia real que, en su día, fue angustiosa pero permitió que esta persona descubriera que, en ella, había mucho más de lo que pensaba y le demostró que era lo realmente importante para el.

      Un abrazo fuerte desde el barrio marítimo de Lleida

  2. Chema Montorio dijo:

    Ciertamente real como la vida misma.
    Esta vivencia también nos puede enseñar que los problemas, y las situaciones que nos parecen catastróficas, muchas veces son el medio para conseguir grandes cambios positivos, y lo digo por propia experiencia.
    En mi caso aún estoy en la fase de no encontrar mi salida laboral y de no tener trabajo, pero sí que he conseguido encontrar mi verdadero objetivo en la vida: ayudar a otras personas a través de aplicar la Inteligencia Emocional, el Coaching y la Resolución de Conflictos en diferentes ámbitos: personal, laboral, educacional, etc.
    El que se acabara un proyecto empresarial de 20 años, del que fui fundador, me ha permitido conocerme mucho mejor a mí mismo y, sobre todo, atreverme a realizar un cambio de orientación, personal y laboral, que estoy seguro me va a dar mucha más satisfacción personal de la que he tenido hasta ahora.
    Los cambios son duros pero, cuando te ayudan a ser más coherente contigo mismo, son altamente positivos.
    Gracias por la reflexión Jordi.

    • koakura dijo:

      Muy buenas tardes Chema,

      Gracias a ti por compartir con nosotros tu experiencia de crecimiento que demuestra el enorme potencial que tenemos todos y cada unos de nosotros.

      Un abrazo y mucho acierto en este nuevo camino.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .